Habiendo expuesto aquí algunos de los errores más trágicos de la obra del Dr. de la Ferrière, y otros más que pensamos explicar, pensé de pronto: y toda su magna literatura estará así plagada de errores, entonces realicé el ejercicio de de abrir un libro al azar: Los Propósitos Psicológicos, Tomo IV.

Y efectivamente no tardan en aparecer cuestiones interesantes, pero buscaba algo corto de comentar y no tardó en asomarse, cito:

“El monte Kailas en el Transhimalayo ofrece también preciosas particularidades. El Santo Kailasa, Khang Rimpocheh como se le nombra a veces, fue considerado desde hace mucho tiempo como la cima espiritual de nuestro Mundo. Destaca con sus 8000 metros en medio de 4 montañas (Vajrapani, Manjusri, Avalokiteshvara y el monte Tara) que parecen guardarlo como 4 centinelas, simbolizando, por otra parte, los 4 elementos de la Naturaleza que se hubieran materializado en Genios Protectores.” –Raynaud de la Ferrière (Los Propósitos Psicológicos IV)

¿De inmediato llamarón mi atención los 8000 metros el Kailāsh?
¿8000 metros no puede ser?

Me asegure que estaba hablando del mismo Kailāsh que yo tenia en mente, por las referencias que da, de que alrededor del “Santo Kailas se agrupan los manantiales de los siete ríos sagrados”, entre los que cita el Indo, el Sutlej y el Brahmaputra, confirman de que se refiere al Monte Kailāsh que se encuentra entre Katmandú (capital de Nepal) y Lhasa (capital de Tíbet), desde donde inician los peregrinajes.

Resulta pues que el Monte Kailāsh no tiene 8000 metros de altura si no 6638 metros ó 21778 ft, así pues en cuestión de segundos aquí tenemos otro error, queda pendiente confirmar los 7 ríos mencionados y las 4 montañas centinelas, por lo pronto encontramos que el monte Tara es un macizo montañoso situado al oeste de Serbia; un poco lejos del Kailāsh.

Cabe aclarar que para sus seguidores, éstas obras son consideradas como magistrales y síntesis del saber universal, cuestión que no pretendemos poner en duda. Los datos aquí proporcionados el lector los puede fácilmente corroborar.

Los Propósitos Psicológicos, Tomo IV
Kailāsh

Anuncios